Santiago del Estero, Argentina | Sábado 23 de Junio del 2018
 
 

Joven mintio haber sido raptada, golpeada y luego abandonada


Segun el propio relato de la joven , lo hizo por que su novio no queria continuar la relacion. Investiga el caso el fiscal Dr. Vidal.

 

Las autoridades policiales de la División Trata de Personas, se entrevistaron con la supuesta damnificada luego de que denunciara en la Comisaria del Menor y La Mujer, que el día Martes una persona la había secuestrado, golpeado y luego abandonado en inmediaciones del Hospital Regional.

Ante la gravedad del relato ofrecido por la joven de apellido Juárez (19), el Fiscal Interviniente Dr. Vidal, ordenó las averiguaciones urgentes para determinar la identidad del autor del hecho. Fue cuando enfrentaron a la mujer, quien expresó haber “mentido” todo lo denunciado.

El conocimiento público de la exposición que mantuvo en alerta y desplegando todos los recursos humanos y materiales de la policía de la provincia, para ubicar el automóvil y su ocupante, quien había secuestrado y abandonado en el barrio El Palomar a una adolescente, termino en develar una historia inventada.

La joven comentó a los uniformados, que en realidad se había encontrado con su ex pareja de 20 años y que ante la negativa de regresar a sus brazos, la misma descendió del vehículo en cercanías al Hospital Regional. Los pormenores del caso serán analizados ente el Fiscal Interviniente, quien citó a la muchacha para tomarle una declaración por lo acontecido.

La versión inventada

Juárez, explicó a la policía de la Comisaria 1era del Menor y La Mujer, que el dia marte había terminado su tarea laboral como niñera. Al salir camino unos metros por calle Libertad, cuando sintió que una persona la seguía. Sin más le taparon la boca y se desvaneció, despertándose en medio de una calle oscura.

Desde allí desconcertada solo pudo reconocer como familiar, el ingreso al Hospital Regional Dr. Ramón Carrillo, donde diviso un móvil policial. Efectivamente los uniformados de la comisaria Cuarta escucharon la historia y decidieron trasladarla para radicar la denuncia ante sus pares.

Allí ofreció un poco más de información, y dijo que en realidad no estaba tan dormida, sino que recordaba haber sido ascendida a un auto y que fue solo una persona. Ante estas divagaciones comenzó la sospecha de la mentira, que termino por confirmarse dos días después.