Santiago del Estero, Argentina | Martes 22 de Mayo del 2018
 
 

Mirtha Legrand: "He sido muy criticada y muy censurada y con razon"


Sin preambulos y tras permanecer una semana en silencio, Mirtha Legrand , visiblemente conmovida, pidio disculpas por las polemicas acusaciones que la mediatica Natacha Jaitt realizo en su mesa del sabado pasado, mostro su arrepentimiento por haberla invitado al programa

 

La diva aseguró que pasó una semana "espantosa" y que su médico tuvo que verla en tres ocasiones. "Hablaré hoy solo aquí y no voy a generar más polémicas. En primer lugar, quiero pedir disculpas a todas las personas que han sido mencionadas y que se hayan podido sentir agraviadas o difamadas por las expresiones manifestadas por una invitada aquí el sábado pasado, esas expresiones no son compartidas por mí, ni por mi producción, ni por este canal y corren por cuenta exclusiva de quien las dijo", sostuvo en su esperado descargo.

"He sido muy criticada y muy censurada y con razón", añadió la diva, que desde esa noche recibió una ola de críticas por haber permitido que Jaitt señalara, sin pruebas, a diferentes personalidades como clientes de una red de menores reclutados por el fútbol.A las luces de lo sucedido, Mirtha dijo que se preguntó varias veces esta semana si no tuvo que haberle pedido "que se retirara del programa, pero sin duda eso hubiera terminado en un escándalo" y atentado contra "la libertad de expresión" que tanto respeta.

Además, remarcó que ella se oponía a tenerla de invitada a Jaitt porque había visto cómo se había comportado en otras situaciones polémicas, pero finalmente la habían convencido. "Era un fin de semana difícil; no encontrábamos gente y algunos apalabrados no podían venir, y cayó el nombre de esta persona y finalmente me convencieron, fue un error y estoy totalmente arrepentida y que se haya mencionado o insinuado a gente a la que quiero muchísimo. La verdad, señores, les voy a confesar algo: el programa se me fue de las manos", se sinceró.

La diva dijo que, cuando Jaitt empezó a hacer menciones sobre otras personas presentes en el programa, debió "haberla frenado". "Debo ser honesta: primero, no le entendía mucho: hablaba muy bajo, sin buena dicción y no entendía por qué agredía tanto a Mercedes Ninci, a cuento de qué venía eso", expresó.

Tras ello, Legrand reiteró que está "muy arrepentida" de ese programa, del cual dijo que "era todo raro", y explicó que había una persona detrás de cámara "que levantaba los brazos (el hermano de Jaitt), que en un momento sacó un cartel que decía: no des nombres e intercambiaba siempre gestos con ella". Además, dijo que Natacha se sintió muy incómoda cuando perdió uno de los papeles que tenía en la mesa. "Fue todo muy raro, hace 50 años que hago este programa y nunca pasé un momento tan terrible, desconcertante e incómodo", subrayó.

Apoyo. Mirtha dijo que su familia la acompañó en todo momento y sobre su nieto y productor, Nacho Viale -que en la semana salió a reconocer que todo lo ocurrido fue su responsabilidad-, recalcó: "Él es un excelente productor, lo único que quiere es que su abuela tenga éxito y que le vaya bien. Yo les digo una cosa: yo soy una mujer grande y muy mayor, y es un milagro que yo esté en la televisión, que mi cerebro esté atento y que me preocupe toda la semana para estar en el aire y brindar un espectáculo que les guste a ustedes. No es fácil; no voy a llorar, pero estoy muy dolida; esta mañana me sentía morir, estaba muy mal".